Si hablamos de Robert Lewandowski tenemos que ponernos de pie. Se trata, sin ningún tipo de dudas, de uno de los mejores centrodelanteros que ha ofrecido el mundo en las últimas décadas. El polaco que disfruta Bayern Munich desde hace varias temporadas cuenta con una infinidad de recursos y un olfato goleador realmente envidiable.

De hecho, el delantero de 33 años de edad acumula una enorme cantidad de distinciones individuales y acumula 307 anotaciones y 68 asistencias en 339 compromisos oficiales con Bayern Munich. Sí, cifras completamente demenciales para quien, al mismo tiempo, lleva ganados nada más ni nada menos que 18 títulos oficiales en la institución teutona.

Como consecuencia de esta realidad ineludible, Lewandowski, que está transitando su octava temporada en Bayern Munich y que tiene pasado en Delta Varsovia, Legia de Varsovia, Znicz Pruszków, Lech Poznań y Borussia Dortmund, fue tentado repetidamente por otros gigantes del viejo continente, aunque ninguno logró tener éxito en sus intentos.

Sin embargo, recientemente, Lewandowski, mundialista con el seleccionado polaco en Rusia 2018, no se encuentra del todo feliz en Bayern Munich. Según los medios de comunicación alemanes, el artillero está realmente molesto por algo acontecido en las últimas semanas y ya se lo hizo saber a los directivos del elenco teutón.

 

El malestar de Lewandowski

Según indicó el periódico alemán 'Sport Bild', Lewandowski no quedó nada contento después de las declaraciones de Hasan Salihamidzic, director deportivo de Bayern Munich, asegurando que el delantero noruego Erling Haaland, actualmente en Borussia Dortmund, es una de las prioridades del equipo de cara al futuro cercano.

Ante estas palabras, Lewandowski parece haber reaccionado de muy mala manera teniendo en cuenta que Haaland, de apenas 21 años de edad y con un enorme futuro, se desempeña en su misma posición. Por ende, su posible desembarco en Bayern Munich podría quitarle el protagonismo que tiene hasta el día de la fecha. ¿Qué sucederá?