El Manchester United de Cristiano Ronaldo se encuentra atravesando lo que sea probablemente una de sus peores campañas en lo que va de sus últimos años de historia. De esta forma, ante la derrota frente al Arsenal de Arteta, los de Rangnick volvieron a perder puntos por Premier League y tan solo un milagro los podría poner en órbitra al final de la temporada.

 

En este sentido, es necesario decir que el Manchester United viene de quedar no solamente eliminado de la FA Cup en cuarta ronda ante el Midlessbrough sino que también se despidió de la UEFA Champions League tempranamente en los cuartos de final de la mencionada competencia.

Conforme a esto, su verdugo fue nada menos que el Atlético de Madrid de Diego Simeone, club que supo imponerse tácticamente tanto en el partido de ida como en el de vuelta en el Wanda Metropolitano. A su vez, tras esta eliminación, el objetivo principal de los ingleses ha sido el tratar de obtener la clasificación a la Champions de la temporada que viene, hecho que de momento esta lejos de concretarse.

A partir de esto, en los días que corren, el Manchester United se ubíca en la sexta posición de la Premier League a un total de 6 puntos del Arsenal que, en el cuarto lugar, ocupa la última plaza de entrada a la Champions. Agregado a esto, los de Londres deben un partido, por lo que potencialmente pueden distanciarse a 9 unidades a falta de 4 fechas en caso de que los de Arteta ganen su encuentro.

Por otro lado, en la quinta posición, aparece el Tottenham de Conte que superandolos por 3 puntos también debe partidos, 2 para ser exactos. En este contexto, ambos conjuntos londinenses pueden sacarle una diferencia de 9 puntos con 4 partidos restantes por jugar, situación que complica enormemente la participación roja en la siguiente Champions

De esta forma, mientras que el United deberá ganar sus encuentros ante el Chelsea, Crystal Palace, Brighton y Brentford, deberá a su vez esperar que los 2 equipos de la capital no ganen 3 de sus 5 y 6 partidos restantes que por el lado del Arsenal son West Ham, Leeds, Tottenham, Newcastle y Everton. Por último, los partidos que le restan a los de Conte son justamente Arsenal dentro de 3 semanas, Brentford, Leicester, Liverpool, Brunley y Norwich.