A comienzos del año 2018, Barcelona supo desembolsar una auténtica fortuna para hacerse con los servicios de Philippe Coutinho, destacado y talentoso volante ofensivo brasileño que venía de maravillar a propios y extraños defendiendo la camiseta de Liverpool. Fueron nada menos que 120 millones de euros más otros 40 millones en variables.

Sin embargo, lo cierto es que las cosas no salieron como se esperaban. Pese a un comienzo satisfactorio, el jugador que también se había desempeñado en Vasco da Gama, Inter de Milán y Espanyol de Barcelona no cumplió con las expectativas generadas al momento de realizar semejante inversión de dinero. Un sabor amargo para el Blaugrana.

Así fue como Coutinho, internacional con el seleccionado brasileño, se fue cedido a préstamo a Bayern Munich, donde, por momentos, halló su mejor versión. De todas maneras, el poderoso combinado teutón decidió no hacer uso de la opción de compra, por lo que el sudamericano retornó a Barcelona, donde nuevamente quedó relegado.

Finalmente fue Aston Villa quien confió en sus servicios, concretando el retorno de Coutinho a la Premier League de Inglaterra, sitio donde había brillado previamente. Allí acumula cuatro anotaciones y tres asistencias al cabo de 16 compromisos de carácter oficial, llenando los ojos de los aficionados y también del cuerpo técnico.

 

Transferencia confirmada

Coutinho fue presentado en sociedad. (Foto: Aston Villa)

Al momento de llevar a cabo dicho préstamo, Barcelona incuyó una opción de compra de 40 millones de euros. Sin embargo, los de la ciudad de Birmingham exteriorizaron que no estaban en condiciones de alcanzar esa suma de dinero, por lo cual iniciaron una nueva negociación con Joan Laporta y el resto de las autoridades del Culé.

Así fue como, finalmente, las partes implicadas llegaron a un acuerdo para que la transferencia de Coutinho se haga efectiva por intermedio de 20 millones de euros. Sí, la mitad de lo que indicaba dicha opción de compra y muchísimo menos de lo que Barcelona le había pagado a Liverpool hace poco más de cuatro años por el brasileño.

Inclusive, este jueves, Aston Villa hizo oficial la contratación del volante ofensivo de 29 años de edad. De esta manera, paralelamente, Barcelona reúne dinero para la caja con la intención de ir a buscar nuevos refuerzos y también reduce la masa salarial, ya que Coutinho contaba con uno de los contratos más elevados de toda la plantilla.