Pese a haber concretado un segundo puesto en la Liga de España, el Barcelona de Xavi viene de atravesar una de sus peores temporadas en muchos años. De esta manera, pese al logro mencionado, los catalánes quedaron eliminados de la UEFA Champions League en la fase de grupos y ni siquiera lograron meterse entre los 4 mejores equipos de la Europa League.

En este sentido, el objetivo más próximo de los dirigidos por Xavi es competir y estar a la altura en la Champions League de la temporada que viene, torneo al que accederán tras el segundo puesto logrado en la Liga. Sin embargo, para ello, deberán mejorar considerablemente su plantilla y para ello ya se tienen planeadas varias llegadas y salidas.

En este contexto, el principal hombre apuntado es el polaco Robert Lewandowski, jugador del Bayern Múnich quien ve expirado su contrato con la entidad germana a finales de la temporada que viene y que además tiene serias intenciones de cerrar su paso por Alemania para llegar al club catalán en donde supo brillar Lionel Messi.

Por otro lado, en lo que a las probables salidas se refiere, uno de los tantos nombres involucrados sería el neerlandés Depay quien no estaría dentro de los planes de Xavi y que ante la posible llegada del ex Dortmund perdería el poco lugar que le queda dentro del equipo. En base a esto, el mismo sería pretendido por el Arsenal de la Premier League y sería de gran ayuda para el Barcelona en las semanas que se avecinan.

Conforme a esto, y según lo informado por el diario "Sport", Depay podría ayudar al Barcelona a desprenderse de Umtiti generando que este último entre dentro de las negociaciones con el Arsenal de la Premier League. En base a esto, el plan del club catalán es inckuir al defensor francés en formato de cesión con el objetivo que agarre la continuidad que hace rato busca en España.

A su vez, cabe recordar que Memphis posee vínculo con el Barcelona hasta mediados del 2023 por lo que si los españoles quieren sacar rédito económico del jugador deberán además prestar la oreja y cumplir también las expectativas del conjunto inglés. De momento, resta esperar.