La llegada de Luis Campos a la dirección deportiva del PSG cambió completamente el panorama del club porque el plan del directivo portugués, a diferencia de lo que realizaba Leonardo, es proyectar de cara al futuro. Más allá de que evidentemente tratarán de ganar cada competencia que disputen, la renovación de Kylian Mbappé hasta el 2025 le dio un margen de tiempo muy importante a la institución. Por lo tanto, la intención de Campos es llevar el proyecto deportivo del conjunto parisino a otro nivel a base de un trabajo constante y minucioso.

Sin embargo, una de las presiones que tiene actualmente el PSG es el contrato de Lionel Messi, ya que finaliza el 30 de junio del 2023. Es decir, al astro argentino apenas le queda una temporada más vistiendo los colores franceses, por lo que es una situación que desde el club desean solucionar. Porque además de las cuestiones futbolísticas que son obvias, el hecho de tener a uno de los mejores jugadores de la historia dentro de su plantilla; también hay situaciones económicas muy importantes de por medio.

La llegada de Lionel Messi al PSG marcó un aumento exagerado en la economía del club considerando el marketing, los tickets al estado, los patrocinadores y las ventas de camisetas. Por lo tanto, hay un montón de razones para que el cuadro parisino haga un fuerte intento por renovarle el contrato más allá del 2023, aunque no será una tarea sencilla. Porque si bien podrían mejorarle sustancialmente el sueldo que actualmente percibe el futbolista, lo concreto es que a Messi solo le seducen las cuestiones deportivas.

¿Cuál es el plan del PSG para que Messi continúe después del 2023?

La idea del PSG para seducir a Lionel Messi es proponerle un proyecto futbolístico serio, donde él junto a Neymar y Kylian Mbappé tengan la oportunidad de ser verdaderamente contendientes a la Champions League. La realidad es que la anterior edición en la que quedaron fuera frente al Real Madrid, el PSG era un candidato por sus cualidades individuales, no porque eran un gran equipo. Por lo tanto, es una de las pocas opciones que tiene el cuadro francés.

Lo concreto hasta ahora es que el PSG tiene pensado que Messi renueve, como mínimo, hasta junio del 2024. Sin embargo, el argentino recién trataría el tema de su extensión de contrato después del Mundial de Qatar, ya que será un punto de inflexión para su carrera. El propio futbolista declaró después de las Eliminatorias Sudamericanas que es muy posible que después de la cita mundialista es muy probable que deje la selección argentina al no tener muy en claro su futuro, por lo que será todo una cuestión a tratar.

De todas formas, hay una posibilidad muy fuerte que Lionel Messi juegue en el fútbol de los Estados Unidos a partir de la finalización de su contrato con el PSG. Esto se debe a un fuerte negocio que tendría el argentino junto a David Beckham, quien es dueño del Inter de Miami. Si bien tiene mucho que ver con el dinero que le podría ingresar, también hay una relación con las ganas del argentino de vivir en Estados Unidos.