La Premier League es considerada la mejor liga del mundo porque allí se juega un fútbol muy dinámico, donde el ida y vuelta es algo que se da constantemente. Pero también, la liga inglesa es la que más ingresos tiene con gran diferencia en comparación al resto de Europa. Es por esta razón por la cual los mejores jugadores se encuentran jugando en Inglaterra; y justamente, la FA Cup los reúne a todos en un formato sumamente atractivo.

En primer lugar, lo interesante de esta competencia no se encuentra en que todas las rondas son eliminatorias a un partido, sino que los equipos de primera división deben jugar de visitante cuando se encuentran con un equipo menor. Por ejemplo, el Chelsea tuvo que ir al Estadio de Riverside cuando debió que enfrentarse al Middlesbrough en los cuartos de final. Claro está que esto no solo es una cuestión decorativa, sino que también genera cierta paridad cuando la diferencia es enorme.

Más allá que los equipos de divisiones inferiores de la Premier League no son muy reconocidos, en el último tiempo han tomado una relevancia increíble. No tanto por un juego llamativo, sino porque se han concentrado en crear estrellas absolutas. El caso más claro es el de Jude Bellingham, quien jugó para el Birmingham (segunda división) antes de ser vendido al Borussia Dortmund en 25 millones de euros. Y el más reciente es la compra del joven portugués Fábio Carvalho por parte del Liverpool.

¿Cuánto dinero se lleva el ganador de la FA Cup?

Entonces, teniendo en cuenta que es una competencia bastante difícil de ganar, el premio es consecuente con esa complicación. A pesar de que en el 2020 el premio económico se vio reducido por la problemática que generó el contexto del Covid-19, en esta temporada se actualizó para que sea un monto atractivo. Entonces, el ganador de la FA Cup se llevará 4.6 millones; mientras que el subcampeón obtendrá casi 4 millones.

Claramente el equipo que mejor se ve perfilado para levantar el trofeo es el Liverpool, quien venció al Manchester City por 3 a 2. Si bien es cierto que a los de Jürgen Klopp les costó el desarrollo de la segunda parte, fueron superiores en casi todo el partido. Mientras que el Chelsea deberá ganarse su lugar en la final de la copa frente al peligroso Crystal Palace de Patrick Vieira.

La final se disputará el 14 de mayo en el estadio de Wembley. El problema de esa fecha es que el Liverpool tiene altas probabilidades de llegar a la final de la Champions League, ya que en las semifinales deberá enfrentarse al Villarreal. Entonces, el calendario le terminará quedando muy ajustado a un Liverpool que no ha parado en toda la temporada debido a que está siendo protagonista de todos los torneos.