El Newcastle rápidamente salió al mercado para poder abrochar algunos nombres interesantes y así elevar el nivel de su pobre plantilla. Si bien en las últimas semanas llegaron Kieran Trippier y Chris Wood, el equipo todavía no tiene un futbolista que te cambie la ecuación dentro del campó de juego. La realidad es que la 'Urracas' tienen un problema más profundo que la falta de jerarquía en su plantilla, y se trata de que Eddie Howe no encuentra el esquema ideal para poder hacer funcionar al equipo.

A pesar que es cierto que en la última fecha ganaron un duelo clave contra el Leeds de Marcelo Bielsa, un rival directo en la pelea por el descenso, no hubo demasiados argumentos futbolísticos para que el Newcastle haya vencido por 1 a 0. Y es que terminó ganando el partido porque Illan Meslier (el arquero del Leeds) no logró tomar el flojo tiro libre de Jonjo Shelvey. De igual manera, esa victoria no solo significó un cambio de dinámica para las Urracas, sino que también lograron ponerse a 1 punto del Norwich City, quien es el último que se está salvando del descenso.

Igualmente, el Newcastle tiene pensado hacer un fichaje que significaría adquirir ese futbolista diferente, que te puede resolver el partido en una sola jugada. Si bien es difícil que un equipo que está por descender convenza a este tipo de jugadores, en Inglaterra se encuentran muy optimistas con que se pueda realizar la operación. Claro está que el problema del Newcastle no es el dinero, ya que luego de la compra del club por parte del fondo de inversión árabe se convirtió en el equipo con más poderío económico, sino que se encuentra en que no es un lugar atractivo al cual llegar.

¿Quién es el jugador que quieren en Inglaterra?

El futbolista se trata de Bruno Guimaraes, mediocampista que representa la camiseta del Olympique de Lyon. El brasileño de 24 años es muy tenido en cuenta por Tite en la Selección de Brasil y en Francia es uno de los mejores en su puesto, por lo que está claro que no solo es un jugador con futuro, sino también con presente. Para la suerte del Newcastle, luego de algunas idas y vueltas, el futbolista terminó de aceptar la oferta.

¿Qué ofertó el conjunto inglés?

En primer lugar, el Newcastle tendría todo arreglado con el Lyon ya que el equipo francés aceptó la oferta de 40 millones de euros que enviaron hace algunos días. Por lo que el tema aquí nunca fue entre los clubes, sino que el jugador no estaba muy convencido en llegar al equipo de Howe. La realidad es que las Urracas le ofrecieron un contrato donde el brasileño ganaría más de 10 millones de euros brutos anuales, que sería 4 veces más de lo que gana en Francia, algo que ayudó bastante para inclinar la balanza

Más allá del que el problema era que Guimaraes esperaba la propuesta de algún equipo importante como el Arsenal o la Juventus, tampoco quería desaprovechar la oportunidad de convertirse en el jugador franquicia de un equipo que, en un futuro no tan largo, puede convertirse en un verdadero monstruo, como lo es actualmente el Manchester City. Por lo tanto, con el cierre de esta negociación, Guimaraes tendrá el protagonismo que siempre requirió, debido a que los reflectores en el Lyon se los lleva Lucas Paquetá, y el Newcastle adquiere un futbolista extraordinario.