Luego de completar nada más ni nada menos que siete temporadas defendiendo la camiseta de Juventus, Paulo Dybala no seguirá representando a la Vecchia Signora. Su contrato finaliza el próximo 30 de junio y no será renovado, por lo que el atacante argentino de 28 años de edad quedará en libertad de acción y tendrá que analizar su futuro.

Así las cosas, y, tal como se imaginaba, varios equipos importantes del viejo continente se interesaron en los servicios del futbolista surgido de las divisiones inferiores de Instituto de Córdoba y con pasado en Palermo de Italia. Sin embargo, solamente unos pocos están en condiciones de poder afrontar su salario desde lo económico.

Equipos como Atlético de Madrid y Roma no demoraron en aparecer en escena con intenciones de fichar al nacido en Laguna Larga, provincia de Córdoba. De todas maneras, quien sacó ventajas fue Inter de Milán. Sí, precisamente el rival más importante de Juventus en el fútbol italiano, algo que podría complicar la historia a la hora de elegir.

El equipo comandado estratégicamente por Simone Inzaghi lleva un largo tiempo detrás de la figura de Dybala, que acumula 115 anotaciones y 54 asistencias al cabo de 292 compromisos de carácter oficial con Juventus. Además, la "Joya", internacional con el seleccionado argentino, fue partícipe de 12 títulos con los de Turín.

 

Inter quiere vender para ficharlo

Alexis Sánchez, uno de los prescindibles. (Foto: Getty)

Tan grande es el interés de Inter en fichar a Dybala que, según informó el medio de comunicación italiano 'La Gazzetta dello Sport' en las últimas horas, estaría dispuesto a desprenderse de dos nombres propios muy importantes con tal de quedar en condiciones financieras de poder solventar el desembarco del futbolista argentino.

El primero de los involucrados no es otro que Alessandro Bastoni, destacado defensor central de 23 años de edad que se ha transformado en una pieza determinante dentro del primer equipo de Inter. No es un detalle menor que el italiano es seguido de cerca por Manchester City, quien podría hacer un ofrecimiento formal de forma inminente.

Al mismo tiempo, el otro jugador que podría resignar Inter para poder afrontar la llegada de Dybala es el mismísimo Alexis Sánchez, experimentado atacante chileno de 33 años de edad y que tiene contrato hasta el 30 de junio de 2023. No es un detalle menor que el sudamericano le cuesta a los de Inzaghi 9.500.000 euros por temporada.